Espinas

Tengo un buen de películas pendientes, y cada que tengo la oportunidad de verlas, termino viendo capítulos repetidos de Two and a Half Men o las mismas películas de siempre, tal vez me ahorran la fatiga de encender el Xbox, poner el disco y reproducir los Dvd.

Anoche fue una de esas noches, sólo que en esta ocasión al pasar los canales sin sentido, me encontré una película en el canal de cine mexicano y, aunque mi opinión es variada sobre tal, la chica que salía en escena cargando un pequeño cactus llamó mi atención; cuando me di cuenta, terminé de ver el resto de la película sin siquiera apagar la luz.

La obra recibe el nombre de Espinas, y ante todo, es una película de realidades. Grosso modo, es la historia de una chica callada de clase media baja del DF, su papá es un alcohólico que sacia su sed tomándose los restos de cerveza que encuentra en botellas sin dueño en el bar cercano a su casa; por lo avanzado de la cinta, no supe qué fue de la mamá aunque un par de vistazos retrospectivos me llevo a concluir que huyó de la casa a causa de las golpizas que el borracho le acomodaba. Magdalena tiene también un hermano cuya homosexualidad no es aceptada por los demás.

Para acabarla de fregar, la protagonista es despedida de su trabajo y es forzada a tener relaciones sexuales por un maleante del que se termina enamorando. Es el mismo maleante que más tarde asesinará al hermano por el simple hecho de ser “maricón”.

Es una de esas películas que te dejan pensando y te hacen reflexionar sobre la verdad que encierra cada puerta que vemos al recorrer las obscuras calles de un Distrito Federal que, aunque todavía no resiente los embates de una guerra contra el narcotráfico, sí contiene miles de guerras privadas en cada hogar.

Es una película sin final feliz, como suele ocurrir en la realidad. No verás partes alegres, sólo crudeza y sufrimiento como el que sólo en una sociedad humana puede existir. Si la encuentran y no tienen corazón de pollo, la disfrutarán.

Como dato curioso, al terminar el filme, apunté en mi block de notas mental el nombre de la actriz. No les voy a negar que me gustó. La busqué en twitter y la encontré, de inmediato le comenté que la acababa de conocer en la película y que se había ganado un fan.

Inesperadamente para mí, Mariannela Catañ0 (aunque en los créditos sale con una sola n), marcó mi tweet como uno de sus favoritos y me mandó el DM que les presento a continuación:

Y creo que son esos pequeños detalles los que hacen que un artista en verdad tenga fans.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: